03 PM | 21 Oct

«Los enigmas que evidenció Kate sobre Sean Penn y el Chapo»


Kate se enamoró “un poquito” de la estrella de Hollywood. El Chapo se enamoró de La Reina del Sur. Y Sean Penn, estaba profundamente enamorado de sí mismo. Amores que duelen, que pueden matar, el cóctel perfecto para una buena telenovela. Sobre este triángulo obsesivo gira la explicación naif que Kate del Castillo ofrece en un documental recién estrenado en Netflix sobre cómo llegó a reunirse con uno de los criminales más sanguinarios y buscados del planeta. ¿Cómo decirle que no a la “mayor aventura de su vida”? Ella, que siempre fue una “rebelde”. ¿Cómo resistirse a la tentación del hombro protector y seductor de la estrella de Hollywood que tenía anécdotas con Marlon Brando y lloraba cuando se acordaba de Haití? Y Joaquín Guzmán Lorea, el único que realmente se la estaba jugando, apostó todo para conocerla, solo a ella, escondido en la montaña, sin importarle el riesgo extremo que corría después humillar públicamente a todo un Gobierno. Televisa jamás lo hubiera hecho mejor.
El Triangulo Amoroso de Kate, Penn y el Chapo
“Que el Cisen los seguía cuando se encontró con El Chapo, que le dio al capo poemas de Jaime Sabines para sensibilizarlo, que sucumbió al encanto de Sean Penn… todo lo cuenta en su serie”

Todo empezó en Tijuana. Tras lanzar un tuit en el que dice que cree más en El Chapo que en el gobierno mexicano, Kate se entera que su mensaje se vuelve asunto político mientras estaba en Tijuana con una amiga que se haría una cirugía plástica. Dice que le dijeron que saliera de Tijuana, zona que era del cártel enemigo a El Chapo.

Instinto suicida Su hermana dice en la serie que desde pequeña Kate tuvo una especie de instintos suicidas; contó que de pequeña salió por el balcón de su habitación y que estuvo a punto de morir. Su padre Erick Del Castillo dijo que Kate siempre ha sido atrabancada, incuso “hasta la fecha no sabe lo que hace”.



Con la venia del capo. En los tres capitulos se entrevista a diversas personalidades, periodistas, familia y amigos de la actriz; destacan Sabina Berman, Epigmenio Ibarra, Jenaro Villamil y Roxana Castellanos. Incluso sale a cuedro el abogado de El Chapo, Andrés Granados y la mamá del narcotraficante, lo que da a entender que Guzmán Loera está de acuerdo con este documental de Netflix.

Televisa. La actriz narra sus días en la televisora en donde, asegura “sexualizan a las mujeres”. Detalló que la empresa hacía fiestas con publicistas para que las actrices se relacionaran con ellos, quienes pagaban las cuotas comerciales. Kate dijo que en una ocasión se negó a ir y la quisieron obligar.

Oliver Stone y El Chapo. Oliver Stone quería hacer un proyecto sobre Guzmán Loera. Un día el productor de Stone, Fernando Sulochin, reconoció a Kate en una fiesta y fue él quien le presentó a Oliver. El cineasta le dijo que cuando El Chapo la buscara se los hiciera saber. Sulochin fue uno de los dos productores que, junto a Penn, visitaron al narco.

Primer contacto Los abogados del narcotraficante se acercaron a la actriz cuando ella trabajaba en Dueños del paraíso a través de un mail en el que le dijeron que Joaquín Guzmán quería hacer una película de su vida.

Kate y sus derechos sobre El Chapo Tras varias pláticas con los abogados, Kate fue la primera que le mandó un mensaje directo a Guzmán Loera; le mandó una tarjetita en la que decía: “Sr. Guzmán, quiero agradecerle su confianza para darme los derechos de su vida. Gracias, Kate”.

Comienza la amistad Él le mandó una carta en la que le dijo: “Para Kate del Castillo con mucho gusto, mucho amor y cariño. Te escribo esta carta, espero que al recibirla te encuentres bien tú y toda tu familia. Quiero que quede sentado que tú y sólo tú serás la que decida todo lo que se haga. Espero saludarte personalmente un día, ojalá sea pronto. Gracias, muchas gracias. Tu amigo, Joaquín Guzmán L.”

Pelea por la vida de Guzmán. El abogado de Guzmán Loera, Andrés Granados, dice que antes de cerrar el trato con Del Castillo, muchas productoras en México y Estados Unidos querían los derechos sobre la vida de su cliente.

Llamada telefónica La primera vez que Del Castillo y Chapo hablaron por teléfono fue en Guadalajara, con un teléfono desechable que le dio el abogado Granados.

Kate y Penn Sean se entera de que Kate tiene los derechos y le pide a Fernando Sulochin que lo contacte con ella.

Regalos para El Chapo Kate contó que el día de su reunión con el narco le llevó de obsequios una botella de su tequila Honor y un libro de poemas del chiapaneco Jaime Sabines para sensibilizarlo.

El Cisen tras la pista. El 2 de octubre 2015 se reunieron y se dice en la serie que el Cisen ya sabía de la conexión entre el narco y los actores.

Falsas Kates Se reveló que para despistar a las autoridades, la gente de El Chapo utilizó tres camionetas para traspostar a los actores y productores. En dos de ellas se pusieron a dos falas Kate y en la tercera iba la real. Los tres vehículos tomaron distintas direcciones.

Un narco “filántropo” En su encuentro, Kate asegura que le dijo a Guzmán Loera que debían hacer el bien y que le proponía que parte de las ganancias de la película biográfica fueran destinadas para las familias de las personas afectadas por el crimen organizado. El narcotraficante aceptó la propuesta, dice Del Castillo.

El amor entre Kate y Sean La actriz confesó que tras el encuentro los sentimietos de todos estaban a flor de piel y que tras tocar el pecho de Sean, el actor le dijo que algo pasaría con ellos. La actriz confesó que tuvo un encuentro sexual con Penn.

Encuentro en CDMX Tras no poder reunirse de nueva cuenta con el narco, Kate y Sean se reunieron en Los Ángeles para gabar las preguntas que querían que el Chapo le contestara en video. Cuando la actriz estuvo en los premios Fenix recibió un mensaje de Granados, quien le dijo que se reunieran en Xocimilco el 24 de noviembre de 2015 para que le entregaran la USB con las preguntas para su jefe.

Fuente

03 PM | 20 Oct

Lupita Nyong’o también fue acosada sexualmente por Harvey Weinstein

Lupita Nyong’o sería otra de las víctimas del productor Harvey Weinstein. La ganadora del Oscar acusó al magnate de Hollywood de acosarla en una oportunidad, sumándose así a otras mujeres de la industria que apuntan al empresario de “depredador sexual”.

Según la actriz de “Pantera Negra” (2018), hace años, cuando ella todavía era estudiante de cine, Weinstein la invitó a un pase privado de una película en su casa. Poco después, él la llevó a la habitación y se ofreció ha hacerle un masaje. “Al principio pensé que era una broma. Pero no lo era. Fue la primera vez que me sentí insegura con él”, contó la actriz en el New York Times.



Nyong’o se ofreció ser ella quien le diese un masaje a él, para controlar la situación. Pero Weinstein se bajó los pantalones y entonces la actriz se fue de la casa. El productor la acosó en más ocasiones, pero ella nunca le respondió. Después de ganar el Oscar en 2014 por “12 años de esclavitud”, Nyong’o se negó a trabajar en una de las películas producidas por el cofundador de Miramax.

“Puse mi experiencia con Harvey en un recoveco de mi mente, uniéndome a la conspiración de silencio que permitió a este depredador acechar durante tantos años”, explicó la actriz en un largo artículo publicado en el medio estadounidense.

“Ahora que estamos hablando, no callemos nunca sobre este tipo de cosas. Hablo para asegurarme de que este no es el tipo de mal comportamiento que merece una segunda oportunidad”, afirmó. “Hablo para ayudar a poner fin a esta conspiración de silencio”.